Historia

cooperativa de aceituna estepa

A finales del siglo XIX, se comienzan a preparar, con un sistema de conservación a escala industrial, aceitunas al estilo español o estilo sevillano, constituyéndose como uno de los motores de desarrollo de la economía Andaluza y Sevillana. El aderezo se basa en la recogida del fruto verde, antes de llegar a su maduración, recibiendo por ello el nombre de aceituna de verdeo. La calidad del fruto, su preparación, y la posterior introducción de la práctica del deshueso y relleno (con pimientos, anchoa,…) le va abriendo importantes mercados, iniciándose en la exportación a nivel mundial.

 

A finales de los 60, se cuenta en nuestro país con una producción muy importante a nivel de envasado de Aceituna de mesa para Exportación lo que a su vez permitió ampliar el número de compradores, especialmente a aquellos que carecían de las instalaciones y la técnica necesarias para realizar el envasado por ellos mismos.